Cómo reducir la retención de líquidos

Cómo reducir la retención de líquidos

La Retención de líquidos es un problema que trae de cabeza especialmente a las mujeres. Surge a causa de la excesiva acumulación de líquidos en nuestros tejidos cuando el paso de ellos a través de la membrana de la célula no funciona del todo bien y el cuerpo no es capaz de mantener el equilibrio. Al contrario de lo que alguna gente cree no se acumula líquido por beber agua, si se bebe mucha agua esta será filtrada por los riñones y eliminada a través de la orina o sudor. Se puede producir a consecuencia de trastornos circulatorios, enfermedades de órganos, falta de actividad física, estrés, niveles bajos de proteína en  sangre, a causa de algunos medicamentos, embarazo, consumo excesivo de alcohol, cambios hormonales, etc. ¿Cómo saber si tengo retención de líquidos? Una de las formas más fáciles es fijarnos en si tenemos los tobillos o pies hinchados ya que son las primeras zonas donde suele manifestarse. ¿Qué debo hacer para mejorar la retención de líquidos? Apunta estos 5 consejos para evitar o reducir la retención de líquidos. Antes de plantearte el uso de diuréticos debes prevenir o reducir la retención de líquidos con remedios caseros. Haz ejercicio, principalmente aquel que implique mover las piernas. No utilices ropa demasiado apretada, sobre todo en piernas y tobillos. Bebe mucha agua, cuando más bebas, más vas a eliminar. Toma infusiones de cola de caballo o diente de león. Consume alimentos bajos en sodio, recuerda que incluso puedes encontrar sal sin sodio. Utiliza más alimentos naturales y menos procesados, evita las conservas, embutidos y el paté. Evita las salsas como kétchup, salsa...